Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril, 2020

Las tijeras Chatelaine

Qué es mejor hacer primero? Leer el libro o mirar la película/serie?. Yo tengo la costumbre de leer el libro, pero con "El tiempo entre costuras" no fue el caso.  Fue en el año 2016 cuando la pasaron en la tele pero recién hoy comenzaré a leer la novela, me la regaló Mariano, sabe de mi amor por Sira, y más que nada por la costura ❤🧵✂️. Acá tengo el libro entre mis manos, y como los fans de Harry Potter con sus varitas, yo tengo mi tijera con su funda cosida integramente a mano. La hice con un lino maravilloso de @ninacampbellltd • La tijera Chatelaine: Estas tijeras tienen su historia, y viene de los Chatelaine. El Châtelaine (del francés: "guardian del castillo" ) es un broche ornamental del que colgaban varias cadenas y que se unian mediante un gancho. Cada persona colgaba, según su oficio, las cosas que podía necesitar. Fueron muy populares entre los siglos XVIII y XIX y se podían encontrar de oro, plata, acero, tela y cuero (en ese enton

Tasha Tudor: la artista que eligió vivir en el pasado.

Desde hace muchos años tengo un sueño recurrente en dónde estoy sentada frente a una ventana por donde entran algunos rayos de sol, llevo puesto un vestido negro, pañuelo en la cabeza, chal de lana gris en forma de cruz y estoy cosiendo un delantal blanco (siempre me he preguntado si mi amor por la costura tendrá relación con este sueño...). La imagen que les cuento es como una de las tantas obras de arte que público habitualmente en mi Instagram. Sinceramente me encantaría vivir ¿nuevamente? en esos tiempos, pero no en la próxima vida... ahora mismo!. Muchas veces me dije que es imposible, pero ¿y si no lo fuera...?. La artista que hoy les presento decidió vivir en ese fragmento de tiempo que tanto añoro, dónde todo pasaba como en cámara lenta. Su nombre es Tasha Tudor, y si aún no la conocen les va a encantar hacerlo. Natasha (Tasha) nació un 28 de agosto de 1915 en Boston como la hija de un arquitecto naval llamado William Starling Burgess y una reconocida pintora

El misterio de las cerámicas perfumadas de las monjas clarisas.

Por Dios le pido que me mande dos matecitos dorados de las monjas, de aquellos olorocitos: con el campo y la soledad me he entregado al vicio, y no hay modo que al tiempo de tomar mate, no me acuerde del gusto con que lo tomo en dichos matecitos. Encargue que vengan bien olorosos, para que les dure el olor bastante tiempo, y mientras les dure éste, les dura también el buen gusto; junto con los matecitos, mándeme media docena de bombillas de caña, que sean muy buenas y bonitas." (Don Diego Portales a su amigo Antonio Garfias, 1835). En Chile hubo una época en que, para las fechas navideñas, había un regalo que figuraba entre los más cotizados: las cerámicas ornamentales perfumadas. En la mayoría de los casos eran recipientes o miniaturas de greda cocida, policromadas con esmaltes y con un delicioso e inconfundible aroma a flores y bálsamos que inundaban los ambientes (y en el caso de la vajilla también aportaban un toque de sabor a hierbas a los alimentos o bebidas). Las fa

Muy Felices Pascuas!.

Domingo 12 de abril. 24 días resguardados. Mientras esperamos el asado que está preparando Mariano les cuento que Antonieta hizo su primera escultura Pascual👯‍♀️🐰🥚. Le dí unas cuantas ramas secas, 6 huevos (se nos rompió 1), hojas, lana... y vamos niña!, que estamos en cuarentena!, a volar la imaginación se ha dicho!. Pasamos una mañana tan hermosa y divertida que por algunas horas deje de sentirme como un pájaro enjaulado. Ti amo cosi tanto, dolce piccolina mia👩‍👧💞. Escuchamos "Mon Oncle" de Frank Barcellini. Lo pueden escuchar en mi Playlist X de Spotify. Les deseamos muy pero muy Felices Pascuas!. Cariños para todos ❤🌹🐰. •

Viernes Santo: Por qué no se come carne roja?.

10 de abril. Viernes Santo. 22 días de cuarentena. Hoy almorzamos ravioles con manteca y queso rallado, y a la noche prepararé tortilla de papas con ensalada. Es un día que nosotros no comemos carne. ¿Por qué no comemos carne roja el Viernes Santo?. La Semana Santa es una fecha que invita a estar tranquilos y en reflexión y lleva consigo la vieja tradición de comer pescados, mariscos y pastas como un modo de simbolizar el dolor que significa la muerte de Cristo. Aunque, a día de hoy, es más una elección personal que una obligación. Según la tradición católica no se debe comer carne el primer viernes de Cuaresma ni el Miércoles de Ceniza. Sin embargo, los ortodoxos también llevan a cabo esta costumbre los viernes previos a la Semana Santa (conocidos como los Viernes de Vigilia). En estos días, además, los católicos recordamos los 40 días que Jesús vivió en el desierto. "La carne era considerada un producto de lujo, entonces los cristianos quisieron rend

El origen de la servilleta y Leonardo Da Vinci.

"La costumbre de mi señor Ludovico de amarrar conejos adornados con cintas a las sillas de los convidados a su mesa, de manera que puedan limpiarse las manos impregnadas de grasa sobre los lomos de las bestias, se me antoja impropio del tiempo y la época en que vivimos. Además, cuando se recogen las bestias tras el banquete y se llevan al lavadero, su hedor impregna las demás ropas con las que se lava". Leonardo Da Vinci. Cocó En el siglo XV, Da Vinci trabajaba en la corte de Ludovico Sforza, Duque de Milán. El duque era además su mecenas y confiaba plenamente en sus ideas e inventos. Debido a sus labores en la corte, Leonardo presenciaba los grandes banquetes que se celebraban en el castillo y observó que el comportamiento de los comensales en la mesa eran impropios y bastante antihigiénicos. La costumbre impuesta por su mecenas de atar conejos a las patas de las sillas y usar el pelo de éstos para limpiarse las manos le resultaba totalmente desagradabl

La comida en tiempos de guerra, posguerra y pandemia

“La obsesión de estos meses finales de 1938 es la comida. Observo a todas horas las conversaciones más variadas para resolver el problema de comer, nada más, regularmente. En las fábricas, talleres, oficinas, en todas partes, todos los días, semanas y meses no se suele soñar más que en la comida. En mi imaginación suelo ver grandes mercados repletos de vituallas frescas de toda clase de comestibles, llenos de todas clases de manjares apetitosos a precios razonables…”. Domenech i Puigcercós, "Cocina de recursos", 1938 . Con Antonieta preparamos budín de peras y mermelada de naranjas. Eran las últimas frutas que nos quedaban. Mi alacena esta casi vacía. Tenemos que ir a comprar comida pero salir de casa lo siento como una tortura. El virus nos ha cambiado la vida para siempre y estoy segura que nunca mas volveré a ser como antes. Tiempos turbulentos. En situaciones extremas, como la guerra o pandemias, abandonamos la cocina sofisticada y volvemos a los más tradic

El color verde que enamoró a los artistas y envenenó a sus clientes.

Eráse una vez dónde el pigmento verde mataba, literalmente, a las personas. Todo comenzó durante la primera mitad del siglo XIX cuando se puso de moda el color verde, quizás en un anhelo por volver a la naturaleza en las ciudades cada vez más industrializadas, o quizás por el simple capricho de algunda dama de la época. Era el año 1814, en Schweinfurt, Alemania, cuando dos hombres llamados Russ y Sattler intentaron mejorar el verde de Scheele, una pintura hecha con arsenito de cobre. El resultado fue un pigmento altamente tóxico al que llamaron "verde esmeralda" (también conocido como verde de Paris, verde Schweinfurt y verde de Viena). Hecho con arsénico, el color se convirtió en el color favorito de los pintores, fabricantes de telas, diseñadores de papel de pared y tintoreros. “La fabricación del verde esmeralda comenzó en 1814 en la "Wilhelm Dye and White Lead Company" de Schweinfurt. Era más popular que el verde de Scheele y pronto se comenzó a